Happiness

  • 0
Después de muchos miles de años investigando y noches sin dormir preguntándome sobre el resto del planeta ¿quién sería la persona más afortunada del mundo?
Un montón de científicos de Winsconsin podrían haber dado con la respuesta.
Después de haber experimentado muchas pruebas con un monje budista de 61 años llamado Matthieu Ricard, de origen francés, ex biólogo molecular, e hijo de un filósofo ateo y una pintora. Que un día decidió dejarlo todo por perseguir su pasión, y huyó al Tibet donde se entrenó con varios monjes budistas y donde pasó los siguientes treinta años de su vida, y acabó siendo un asistente muy cercano del Dalai Lama y escribiendo y promocionando libros sobre la felicidad (todos los ingresos se van a caridad).
Completamente abandonado de todo objeto material, vive su vida en plenitud y en paz, capaz de reprimir varias emociones negativas que muchas otras personas no podemos dejar pasar.
Por así decirlo es inmune al miedo, la depresión, la tristeza, la desesperación, muchos otras emociones negativas que nosotros vivimos a diario en nuestras vidas.
Afirma que la felicidad no es algo alcanzable, es algo que se requiere mucho esfuerzo y pasión, pero que al final vale la pena, la felicidad esta oculta dentro de todos nosotros, no en otras personas o en los objetos materiales.
Esta clase de estudio, en las mentes de monjes budistas y este señor, han logrado en el avance en el combate de enfermedades como la depresión y otras de carácter obsesivo.
Lo que me preocupa es como llegar a ser tan feliz sin estar en un estado seudo drogado.
Just let it go.

No hay comentarios.: