Book of Rhymes

  • 0
Contando piezas perdidas de un rompecabezas que quiza nunca se termine, las personas flotan hacía un rumbo incierto mientras muchos de nosotros preferimos sentarnos a tomar cafe amargo en la tarde o ver el clima cambiar estrepitosamente, producto casi de un Dios ebrio o del efecto invernadero en el planeta.
Existen muchas palabras para cada cosa, pero solo hay un tipo de mirada para cada situacion o emocion que transcurre por nuestros oidos, pase por nuestra frente y aterrice como una cascada por los ojos.
Una sola palabra para muchas miradas, la gente busca muchas miradas para un solo rostro, para esconder una sola cosa, una sola definición leída facilmente en los corazones de todos, pero cubiertos por una coraza de hueso y fortaleza que vuelve el simple intento de penetrar un alma ajena una labor larga y tediosa.
Pero al final eso es todo lo que queremos, ser penetrados por la daga imaginaria de alguna otra persona y conocernos nosotros mismos según sus impresiones, o aprovechar y penetrar dentro de la otra persona, con la esperanza de encontrar la palabra que nos define también en él.

No hay comentarios.: