And Love Said No

  • 0
Otra día que pasa desapercibido en mi vida, es extraño como el maldito tiempo vuela cuando uno esta... haciendo cosas, que algunos no considerarían productivas.
El año nueva esta cada vez más cerca, es un concepto muy extraño, el que tengo del año nuevo, si se supone que Jesús nació 6 días antes, entonces eso significa que tenemos un margen de error de 6 días, pero a quien le importa?
La realidad es, que aquí estoy.
Pero, ¿estamos realmente aquí? no me quiero poner filosófico ahora, en especial en estos momentos en que menos puedo recordar quien soy, es difícil diferenciar en estos momentos y no necesito de una infusión de cocaína para saber que es lo que me pasa, aveces siento que estoy dentro de una licuadora.
¿A nadie más le ha pasado? Como cuando a uno se le revuelve el mundo sucesivamente, las paredes empiezan a cambiar de color, luego sangran, luego estas en un pasillo y miras al fondo y luego te das cuenta que estás frente a dos gemelas que te miran fijamente y luego... esto no tiene sentido (pero no lo borrare).
Es extraño sentirse de esa manera, desearía que hubiera una clase de medicamento que pudiera ayudarme, tal vez un analgésico o una pipa, lo agradable de México es que puedes encontrar una farmacia con un tipo obeso de bata blanca bailando salsa en cada esquina.
Mientras tanto veré si puedo escribir algo, hace tiempo que no escribo y escribir me desestresa bastante, mantenerse ocupado es algo muy bueno, hay muchas maneras de mantenerse ocupado y no morir en el intento, lo mejor es plasmar todas sus frustraciones y estres en cosas lindas y agradables, bueno no tanto eso, sino en cosas que resultan placenteras, bueno no tanto para otros sino primordialmente para ti.


No hay comentarios.: